Aprender a perdonar


NADIE ES PERFECTO.

Salvar la relación o ser fieles a nuestras creencias son algunos motivos que nos empujan a perdonar. Sin embargo, algunos estudios han demostrado que cuando lo hacemos porque hemos comprendido que todos nos podemos equivocar es cuando realmente el perdón nos hace sentir bien.

HACER UN RITUAL.

Cuando alguien nos ha herido, no siempre podemos pasar del enfado al perdón fácilmente. Un ritual puede ser de gran ayuda: escribir una carta expresando nuestro dolor y enojo y quemarla nos li berará. Después, nos será más fácil hacer las paces.

NO ESPERAR NADA A CAMBIO.

Perdonar es algo que nos incumbe a nosotras. Si no tenemos expectativas de que nuestro perdón recomponga la relación o favorezca una disculpa por parte de quien nos ha herido, nos resultará mucho más fácil perdonar y sentirnos bien por ello.

   

log in

reset password

Back to
log in